sábado, 12 de marzo de 2016

«Sodomita es un gentilicio, así de sencillo

Corrección terminológica: Sin importar qué diccionario, qué enciclopedia, qué versión de la Biblia, qué fuente de consulta, etc.: sí, así como se lee, digo que:
En primer lugar, «Benjamín» (hebreo «bin-yamín»; griego «Beniamin») no significa en hebreo el «hijo menor», «el más pequeño». Lo que en realidad significa es «hijo de mi derecha», considérese Génesis 35.18. La derecha indicaba un lugar o sitio de honor en la cultura hebrea.
En segundo lugar, un «sodomita» no es un «homosexual», sino un habitante u oriundo de Sodoma, es decir, un «gentilicio». Es lamentable que la versión Reina Valera 1960, y cualquier otra versión que coincida con ella en este punto, haya empleado el término «sodomita», por cierto una sola vez (Deuteronomio 23.17), para hacer referencia al varón que practicaba la prostitución sagrada en su versión homosexual como contraparte de la prostitución sagrada de tipo heterosexual.
En honor a la verdad, tal estigma no se lo encuentra en el texto hebreo ni en la Septuaginta. La palabra que la Reina Valera tradujo «sodomita», en hebreo es «qadesh». Y en la Septuaginta la palabra empleada es «pornéuon»
Ahora bien, un pasaje donde la Reina Valera y demás versiones de la Biblia pudieron usar muy bien la palabra «sodomita», pero sin el ya muy conocido estigma, para sólo citar un caso, es Génesis 13.13; donde el texto hebreo y la Septuaginta tienen «los hombres de Sodoma».
En este mismo sentido, y por lo que ya sabemos, «sodomía» no debiera entenderse como «coito anal». El caso es que una vez que se entiende «sodomía» en ese sentido, el siguiente paso es identificar al «homosexual» como un «sodomita» y viceversa.
En tercer lugar, «onanismo» nada tiene que ver con la masturbación masculina; más bien se relaciona con el llamado «coito interruptus» (coito interrumpido). En realidad lo único que tienen en común lo que hacía Onán (que no era masturbarse, véase Génesis 38.9), y la masturbación es que el varón eyacula fuera de una vagina, así de sencillo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario