domingo, 16 de agosto de 2015

El autor de Efesios 2.8 hablo de “ustedes” (RV 1960, “vosotros”), y no de “nosotros”

El autor de Efesios 2.8 hablo de “ustedes” (RV 1960, “vosotros”), y no de “nosotros”. Si bien en mi post anterior enfoqué la acción del verbo “salvar” (“sozo”) como siendo recibida por “nosotros”, lo cual es una declaración teológica correcta, o sea: “somos salvados por Dios”; lo cierto es que un análisis más apegado al texto griego del pasaje en cuestión, pone de manifiesto que el autor de Efesios, al escribir su carta, hizo tal declaración, haciendo referencia a los receptores de la misma, sin incluirse, y por eso en realidad usó la forma verbal que corresponde a la segunda persona del plural, tiempo presente, modo indicativo, voz pasiva del verbo “eimí” (ser, estar), o sea, “ustedes son”.

En consecuencia, siendo ahora más estrictos con nuestro análisis gramatical, tenemos que admitir que el autor de Efesios emplea no una simple forma verbal en voz pasiva del verbo “salvar” (“sozo”), sino que más bien utiliza un participio, en tiempo perfecto, voz pasiva, en caso nominativo plural masculino, o sea, “sesosménoi”. Entonces, la expresión “esté sesosménoi” estrictamente ha de traducirse “ustedes son salvados”, o muy bien, “ustedes son salvos”, pero entendiendo a la segunda persona del plural de “eimí, (ustedes), no como un “sujeto agente” (que realiza por sí mismo la acción verbal), sino como lo que en realidad es a la luz del texto griego: un “sujeto paciente”, que recibe y se beneficia de la acción verbal que lleva a cabo en su beneficio el “sujeto agente”.  

En conclusión, la que podríamos llamar “declaración teológica general”: “somos salvados por medio de la gracia, y por medio de la fe”, como la estricta declaración del autor de Efesios, en el contexto de la redacción de su carta: “ustedes son salvados por medio de la gracia, y por medio de la fe” (“járiti este sesosménoi diá písteos”); son confirmadas además, con las palabras finales del texto: “kái túto uk exumón” (y esto no procede de ustedes, no es algo originado y determinado por ustedes), “theú to dóron” (es un regalo de Dios).

¡Muy buenos días!  


No hay comentarios:

Publicar un comentario